0 Comments

hace pocos meses empece a ir a unas terapias coreanas, allí hay varios asesores que te ayudan con cada caso, en fin, en esos días habían sacado una promoción de unos articulos que allí venden me acerque al asesor que en este caso lo llamaremos Gio para poder hacer compra del articulo, era tarde aproximadamente 4pm y ya a esa hora cerraban como iba a comprar el se quedo allí, me invito a pasar a su despacho, me dijo que le esperara allí mientras cerraba y me podía atender con mas calma, no vi ningún inconveniente, entonces accedí.

empezamos hablar de todo un poco le fuimos metiendo temas más interesantes y calientes el se acerco y me dijo que si quería tomar un masaje con él, para que viera como lo hacia de bien y de rico, le dije que si, ¿porque no?, el me beso primero y continuamos besándonos, empezó a acariciar mi cabello me tomaba el cabello aveces fuerte y otras un tanto dulce( según la intensidad con la que me besaba) fuimos caminando hasta su escritorio, me alzo y me sentó en el, estando hay me quito la camiseta y agarro mis pechos con gran fuerza , pasaba su lengua haciendo círculos con ella y chupando el pezón, con una de sus manos me tomo por la espalda y la otra bajo a mi vagina la cual estaba bastante húmeda introdujo su dedo haciendo movimientos  tan ricos que me excito más, me quito el pantalón y me dejo en hilo,mientras el besa mis pechos fui quitandole la camisa y continué directo a su pantalón que se le sentía su pene mojadito y erecto, era tan delicioso que baje el pantalón y el bóxer y le bese ese rico pene, haciéndole movimientos circulares con mi lengua subía y bajaba mi lengua, se lo chupaba hasta que lo introduje por completo en mi boca, yo le miraba los ojos y el gemía de una forma tan deliciosa que hacia que me excitara más hasta que me quito y me dijo me tienes muy excitado, ya me quiero venir pero voy a resistir un poco mas, me continuo besando volvió y me sentó en el escritorio, continuamos besandonos, el acariciaba mi espalda, mientras yo agarraba también su espada y la rasguñaba de una manera suave, fue bajando besando mi cuello, luego mis pechos, después mi abdomen hasta que llego a mi vagina, me la besaba y con una de sus manos me acariciaba mi clítoris, empezó a chuparla y mientras la chupaba me metía los dos dedos en mi vagina y la chupaba, era delicioso, después me metió su rica verga, me daba tan fuerte que sonaba como si estuviéramos aplaudiendo me besaba con gran locura y de una forma salvaje, llegamos al tiempo los dos. dimos un respiro nos miramos y sonreímos.

después de  esto  el me escribe pero  no he vuelto a visitarlo.

Answered question