0 Comments

Lo engañe a mi marido con un vecino que vive en nuestro mismo edificio, fue durante el año que me quede en casa porque nuestro hijo estaba enfermo. El vecino me coqueteaba y me decía cosas todos los dias que me veía, me busco agresivamente y si soy completamente sincera lo hize porque estaba todo el dia aburrida en casa, nuestro hijo ya estaba mejor de salud y la verdad me sentia un poco frustrada por haber dejado mi profesión. Estaba un poco resentida con mi marido y no se, hasta inmaduramente puedo admitir que lo sentí como una recompensa por el sacrificio que habia hecho durante todo ese año de quedarme en casa.

Lo dejaba a mi hijo viendo television o con el playstation y le decia que me iba a conversar a casa de la vecina. En realidad me iba a la casa del vecino a tener sexo con el. Yo sabia que para el vecino lo que estaba sucediendo era solamente el placer de cogerme y de darse el gusto conmigo en la cama. Yo era una mujer casada y con los ojos muy abiertos asi que estaba conforme de que lo nuestro era solo una aventura. La verdad es que el vecino era bastante viril lo cual hizo muy facil para mi romper mis principios y aceptar que iba a serle infiel a mi marido.

Aveces teniamos sesiones maratonicas de sexo por una o dos horas seguidas y el vecino me dejaba muerta tirada encima de la cama. Me dolía todo pero tambien tenia una sonrisa en la cara que nadie me la borraba. El tampoco se podia quejar porque como mujer le devolvía la misma intensidad y me encantaba hacerlo venirse 2 o 3 veces seguidas.

Cuando regresaba a mi casa por supuesto me trataba de arreglar un poco porque mi hijo me veia inmediatamente al entrar, felizmente era chiquito y en su inocencia no se daba cuenta de que aveces regresaba oliendo a sexo o con la ropa con manchas de semen. Un adulto si se hubiera dado cuenta inmediatamente que un hombre me acababa de revolcar. Le decía a mi hijo que me iba a duchar inmediatamente, el otra vez en su inocencia nunca se pregunto porque me duchaba y me cambiaba de ropa tan pronto llegaba a la casa, tampoco nunca me pregunto porque me ponía una minifalda para ir a ver a “la vecina”

El romance duro alrededor de 3 meses. Terminamos porque mi esposo empezo a preguntarme cosas y me parecio que empezo a sospechar, yo no tenia intenciones de acabar mi matrimonio asi que decidi terminar mi aventura con el vecino y decirle que mi esposo tenia un arma y era violento. El vecino no me busco mas, no se si por eso o porque simplemente entendió que se habia acabado. Me dedique a buscar trabajo y retomar mi profesión y luego de un corto tiempo empece a trabajar nuevamente. Todavia lo veo al vecino aveces pero solo nos saludamos de lejos y nada mas, aveces tenemos una mirada de cómplices porque ambos sabemos lo que sucedió pero no pasamos de eso. La verdad es que no tengo intenciones de serle infiel nuevamente a mi marido, puede ser divertido y exitante en el momento, pero conlleva una carga emocional y un riesgo que considero no vale la pena. Ademas de una cicatriz y una culpa que te llevas por el resto de tu vida, quizas por eso me atreví a contarlo aqui.

Answered question